lunes, 2 de enero de 2017

"El secreto de Julia" de Sandra Bree

“El secreto de Julia” de Sandra Bree
Cuando tras la muerte de su madre, Julia abandona su tranquila y relajada vida en Boston y regresa a París, la ciudad en la que vivió su infancia, el cambio produce en ella ansiedad y miedo. Todo es debido al oscuro secreto que solo su prima Judith conoce y que amenaza con desvelar si no se aviene a sus exigencias: deberá enamorar a Marco Randalf, hijo del marqués de la Rose, y abandonarle después. Si cumple el trato, Judith callará para siempre. De lo contrario, no tendría piedad con ella.
El plan no parece muy difícil y Julia está segura de que podrá llevarlo a cabo. Sin embargo, todo se complica cuando acaba perdidamente enamorada de Marco. Saldrá perdiendo tanto si le abandona como si se arriesga a que se conozca su secreto. ¿Le merecerá entonces la pena luchar por algo que desde el principio parece estar abocado al fracaso?

Opinión:
El secreto de Julia, además de ser el título de la novela, es el hilo conductor  de la misma. Será ese secreto, el mantenerlo a salvo, el que origine toda una serie de acontecimientos que dan forma a la historia desde el comienzo. Un secreto que la autora no ha querido ocultar al lector y que nos va revelando con pequeñas pinceladas de recuerdos y a través de la angustia de Julia, después, será Judith (la prima) la encargada de confirmar lo que ya imaginábamos. Y lo hace, como no, para chantajear a Julia, porque Judith es la mala malísima de la historia. Es envidiosa, codiciosa, altanera y vengativa, vamos, que es un amor de mujer, que no solo quiere sacar partido del poder que tiene sobre su prima sino que quiere atrapar a Marco (la chica además de mala es un poco necia e ingenua, la verdad).
Marco, nuestro prota, no es el sinvergüenza, mujeriego que Judith le pinta a Julia, sino todo un caballero, serio, amable, atento, cariñoso y muy paciente. Es un hombre encantador… ¿cómo no enamorarse de él?
Y Julia, además de bonita, es inteligente, independiente y propensa a saltarse según qué reglas. Solo el recuerdo de lo ocurrido años atrás la atormenta y condiciona su vida, más desde que su prima ha decidido utilizarlo en beneficio propio. Ese miedo, será el que le impida ser realmente ella, al menos la mayor parte del tiempo, porque su carácter decidido no se deja aplacar durante demasiado tiempo.
Los secundarios, aunque con menos peso, son importantes para la trama, sobre todo para la vida de Julia. Por un lado están su padre y su abuela, que la adoran; por otro, los padres de Judith, que ponen el punto negativo en la vida de la muchacha. Todos juntos, ayudan a dar forma a la historia, apoyando o no a Julia en todo el enredo que se genera por culpa de ese secreto. Un secreto que traerá cola, que dará más de una sorpresa y algún que otro disgusto.
Una historia entretenida, escrita con el inconfundible estilo de Sandra Bree, repleta de esos toques de ternura que no pueden faltar en sus relatos, una buena ambientación y una trama muy de su estilo también, de esas en las que siempre pasan cosas, incluso cuando ya crees que nada más puede ocurrir, Sandra siempre tiene una última vuelta de tuerca para liar la madeja. Por suerte siempre sabe cómo desliarla y dejar todos los cabos atados y todo en su sitio.


2 comentarios:

  1. Muchas gracias cielo, no dejé antes comentario porque no podía entrar en mi cuenta. Soy un despiste con las contraseñas. Muakkkka.

    ResponderEliminar